Tentadero público en Jaén

En la tarde de ayer poníamos fin a la temporada 2017 de nuestra Escuela, pues terminando ya la última feria del año en nuestra capital, la plaza de toros de Jaén acogió el tentadero público que habíamos organizado para conmemorar el veinte aniversario de nuestra institución.

Con unas 1.500 personas en los tendidos que no quisieron perderse cómo se seleccionan a las futuras madres de una ganadería, se tentaron cinco vacas de la ganadería jiennense de D. Sancho Dávila Iriarte.

El tentadero fue narrado por el matador de toros Lázaro Carmona y el director gerente de nuestra escuela Antonio Sutil, ambos explicaron de forma magistral todo lo que iba sucediendo en el ruedo para que el público entendiera lo que estaba viendo y lo difícil que es esta labor de campo.

También intervinieron en los comentarios el mayoral de la ganadería titular, Juan Antonio Mercado y nuestro profesor Joselito Rus.

Al término del paseillo, se entregaron varios reconocimientos; uno de ellos fue para la propiedad de la plaza de toros de Jaén por su compromiso e implicación con la escuela que fue otorgado al presidente de la misma, Francisco Javier Sánchez. Otro fue a parar a manos de nuestro antiguo secretario, el veterinario D. Manuel Díaz-Meco y el tercero fue para el matador de toros y director artístico de la escuela Curro Martínez, quién reaparecía para la ocasión.

La primera vaca fue tentada por Curro Martínez, quién demostró no haber perdido sus condiciones pese a la inactividad en los ruedos, dejando pases de gran belleza por ambos pitones, a pesar de que la vaca tuvo complicaciones, pues se metía por adentro en el inicio de los muletazos.

La segunda fue tentada por el alumno Juan Melchor, una vaca que tuvo gran calidad y nobleza en sus embestidas y que Melchor supo aprovechar muy bien, estando a la altura de lo que requería.

La tercera vaca tuvo también mucha calidad y bravura y Fernández Ríos tampoco la desaprovechó, realizando el toreo que le caracteriza de corte artista y que caló tanto en los tendidos.

El alumno Joaquín Carrillo “El Nete” fue el más esperado de la tarde, pues jugaba en casa y su público no quiso perder la oportunidad de disfrutarlo y por supuesto, no defraudó a nadie, le correspondió otra vaca de mucha bravura y calidad que supo administrar de principio a fin y que cuajó con mucho temple, demostrando la gran evolución que ha tenido a lo largo de la temporada.

La última becerra fue para los más pequeños, ideal para que pudieran disfrutar y todos quisieran salir en su turno. Una vez más, volvieron a hacer las delicias de los allí presentes y no decepcionaron a nadie, sino todo lo contrario, el respetable disfrutó con cada uno de ellos y todos demostraron unas ganas inmensas de querer ser toreros. Nadie quiso perderse la labor de estos niños que pese a su corta edad, tienen responsabilidad de mayores.

Todo ese conjunto de circunstancias hicieron que fuera una tarde inolvidable y que todas las personas que se dieron cita en el Coso de la Alameda pudiera disfrutar de una gran tarde de tentadero y de triunfo.

Fuente: Escuela Taurina de Jaén

Herederos de Garzón y Valdenebro lidió en Cieza

Cieza (Murcia). Domingo, 15 de octubre de 2017. Toros de Fermín Bohórquez (1°, 3° y 5°) desiguales de presencia y deslucidos y tres de Herederos de Garzón y Valdenebro (2º, 4º y 6º), bien presentados y nobles aunque justos de raza.

Juan José Padilla, dos orejas y dos orejas y rabo.
Jiménez Fortes, oreja y oreja.
Antonio Cama (que tomó la alternativa), oreja y oreja.

Entrada: Media plaza.